DERECHOS RESERVADOS

Gracias por citar la fuente en cualquier reproducción que se haga de este material. D.R. Elías Blanco - Museo del Aparapita.

lunes, 16 de enero de 2017

ANDRE BRESSON y Bolivia



BRESSÓN, André (Francia, s. XIX).- Explorador.
Exploró el desierto de Atacama y varias regiones de Bolivia en 1870, además de escribir una especie de enciclopedia de sus visitas a nuestra tierra.
Según apuntes de Louis Soux Dupleich, Bressón fue ingeniero en ferrocarriles y llegó a Sudamérica en 1870 para permanecer entre nosotros hasta 1877. Sus viajes -anota Soux- fueron numerosos y algo desordenados al interior del continente; visitó el Caribe, Panamá, Colombia, Ecuador, Perú, Chile, Brasil y Bolivia. Su primera intención fue realizar estudios sobre ferrocarriles, pero su insaciable curiosidad y su amplitud de conocimientos lo llevaron a editar "una especie de enciclopedia histórica, geográfica, estadística y económica de América Latina", cita Soux. la publicación en cuestión tituló: Bolivia: sept annés d'explorations, de voyages et de séjours dans l'Amérique australe, obra de 600 páginas con prefacio de Fernando de Lesseps, editado en París, en 1886.
El biógrafo nacional José Roberto Arze incorpora a André Bressón en su diccionario sobre geógrafos, exploradores y figuras de la ciencia. De igual manera Manuel Frontaura Argandoña lo registra en su libro sobre descubridores y exploradores; éste último anota que Bressón  había llegado a América "interesado al parecer en los jugosos negocios que entonces se hacían especulando proyectos ferroviarios y concesiones salitreras". Sin embargo, con la relación humana que estableció con la gente de esta parte del mundo, sus intereses cambiaron, al grado de compartir muchas de las aspiraciones especialmente de los bolivianos, desde que vino a estudiar la factibilidad del primer tramo del ferrocarril de Mejillones a Caracoles.
Es interesante señalar -escribió Soux Dupleich- que Bressón destina exactamente 94 páginas de su obra a lo que denominó "un estudio" de las guerras y la política del Pacífico. No existe, en realidad, tal estudio. Se trata de principio a fin de un alegato sobre los derechos bolivianos, que luego reasume, en cuanto puede, en otras partes del libro. Bressón no se preocupa de los títulos legales de Bolivia sobre su Litoral. Analiza la cuestión más desde el punto de vista moral, señalando la preparación lejana del ataque chileno y dedicando largas páginas a detallar los excesos cometidos por las tropas de este país el Lima. Su intención es bien clara -subraya Soux-: desprestigiar previamente a los chilenos, para, después, apuntar sus propias ideas para la solución del conflicto. Llegó a plantear la desviación del comercio boliviano a las hoyas del Amazonas y del Plata, a través de ferrocarriles Puerto Pacheco-Sucre y La Paz-Beni. Recomienda un ferrocarril de trocha angosta de La Paz a un punto navegable del Río Beni; luego un canal lateral al río hasta Cachuela Esperanza y un nuevo ferrocarril que salve las cachuelas de Madeira, ideas expuestas en 1877.
Con este tipo de acciones, André Bressón se fue nacionalizando como boliviano en la práctica. Asimismo señala Soux: "tomó como suyos los problemas de esta tierra y propone soluciones que se adelantan casi en un siglo a las realizaciones. Un visionario, un poco al estilo de Verne, que pone al servicio de Bolivia toda su capacidad de pensar y de sentir. Su obra merece librarse del olvido a que ha sido condenado...".
En un fragmento de sus escritos fechado en 1875, en el capítulo dedicado al desierto de Atacama, anotó Bressón: "Mejillones se convirtió así en mi cuartel general y allí hice los preparativos para mi exploración del desierto, tarea que yo sabía que iba a ser difícil y que no estaba seguro de poder llevar a cabo. Profundamente emocionado, contemplé desde las calles de Mijillones este espacio  infinito, descolorido y completamente desnudo, que se extendía ante mi vista; yo ya sabía lo que encerraba esta región, cuyo aspecto siniestro estaba en armonía con los peligros que presentaba para el explorador".


FUENTES: L. Soux, "Dos franceses bolivianizados", Presencia Literaria, 24.05.1970, 1 y 4; J.R. Arze, Diccionario biográfico boliviano, 1987, 59; A. Brassón, Una visión francesa del litoral boliviano (1886), 1997, 202; Barnadas, Diccionario Histórico: I, 375

D.R. COPYRIGHT: Elías Blanco Mamani / Museo del Aparapita

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada